Inicio Andalucía La Policía Nacional detiene en Andújar a dos personas que agredieron a un policía y amenazaron al director de un banco.

La Policía Nacional detiene en Andújar a dos personas que agredieron a un policía y amenazaron al director de un banco.

0
La Policía Nacional detiene en Andújar a dos personas que agredieron a un policía y amenazaron al director de un banco.
Comisaría de la Policía Nacional de Andújar. Foto: Policía Nacional.

Agentes de la Policía Nacional adscritos al Grupo de Seguridad Ciudadana de la Comisaría de Andújar, detuvieron a dos personas que, presuntamente, agredieron a un agente después de amenazar al director de una sucursal bancaria. Al parecer se habían presentado en la entidad financiera en actitud agresiva y violenta acompañando a una mujer que había sido citada para tratar el impago de una hipoteca. Uno de los detenidos, supuestamente, agredió a uno de los policías cuando se le solicitó su identificación.

Una llamada a la sala Operativa del 091 alertaba sobre la presencia de varios hombres en actitud violenta y negándose de forma activa a hacer uso de las mascarillas en una sucursal bancaria. A la llegada de la patrulla policial, ésta observó a una persona en la vía pública que se encontraba sin la mascarilla. Los agentes le preguntaron si estaba exento de su uso y si tenía algún documento que lo acreditara, manifestándoles que sí, al mismo tiempo que les mostraba un oficio que decía: “no se aconsejaba el uso de la mascarilla”. En ese momento otras dos personas que salían del banco se dirigieron a los agentes, presuntamente en actitud desafiante, chulesca y agresiva.

Según los detenidos, “no tenían el deber de identificarse ante la Policía”.

Los agentes habían solicitado a los arrestados su documentación para su identificación; éstos indicaron que no tenían el deber de identificarse ante la Policía ya que les protegía la Ley de Protección de Datos, negándose en todo momento a mostrarles su documento nacional de identidad, solicitando a los agentes de forma activa y desafiante su número de placa e identificación para reconocerlos como policías, a pesar de estar reglamentariamente uniformados y en un vehículo policial rotulado perfectamente identificado. De manera sorpresiva, uno de los arrestados, presuntamente, acometió de forma violenta a uno de los agentes, lanzándole varias bofetadas sobre el rostro y su pecho. El agente procedió a su detención mientras el arrestado oponía una fuerte y violenta resistencia, siendo apoyado por dos policías que se encontraban el lugar fuera de servicio.

Habían amenazado al director de una entidad bancaria.

Previamente los dos detenidos habían acompañado a una mujer, que había sido citada en su banco para tratar sobre unos impagos hipotecarios. Éstos entraron en la sucursal sin mascarilla. El director de la entidad les solicitó por favor que hicieran uso de la misma en cumplimiento de la legislación vigente del COVID-19, manifestando que no lo harían porque todas esas medidas eran ilegales y que todo obedecía a una conspiración, manifestando que llevaban un escrito que querían presentar con alegaciones al impago de la hipoteca de la mujer, así como el reconocimiento, por parte del director, de que se había cometido un delito y que le habían exigido a la mujer la entrega inmediata de las llaves de la vivienda; algo que era falso y que el director se negó. Acto seguido y viendo éste que no llegarían a ningún acuerdo amistoso con estas personas y, que las mismas se encontraban en una actitud agresiva, les invitó a abandonar las instalaciones, algo que hicieron no sin antes amenazar al director: “Venimos a por ti, te vamos a echar a la calle, te vamos a hundir”. El agente agredido tuvo que ser atendido en un centro hospitalario por diferentes lesiones.

A %d blogueros les gusta esto: