Inicio Andalucía Los comerciantes ambulantes de Jaén se manifiestan contra su “crítica situación”.

Los comerciantes ambulantes de Jaén se manifiestan contra su “crítica situación”.

0
Los comerciantes ambulantes de Jaén se manifiestan contra su “crítica situación”.
Piden la modificación de la normativa para poder trabajar sin vetos. Foto: UATAE Andalucía.

Los trabajadores autónomos del comercio ambulante de la provincia de Jaén han decidido convocar una manifestación en protesta por la grave situación que viven por causa de la pandemia. La concentración tendrá lugar el jueves 17 ante la Delegación Territorial de Salud y Familias de Jaén, para la que ya han obtenido el pertinente permiso y en la que cumplirán todas las medidas sanitarias.

Entre otras peticiones, se solicita una modificación de la Orden del 29 de septiembre de 2020 y de la Orden del 29 de octubre de 2020 para que se anule el cierre total o parcial de los mercadillos y se regule su continuidad comercial, eliminando las restrictivas tasas de aforo que aparecen en el Artículo 28 de la Orden del 29 de octubre para los niveles de alerta sanitaria 3 y 4, ya que esto imposibilita el desarrollo de la actividad comercial a miles de comerciantes ambulantes andaluces.

La convocatoria está impulsada por la Asociación de Vendedores Ambulantes Profesionales Autónomos de Jaén (AVAPA), y está apoyada por organizaciones intersectoriales como la Unión de Autónomos de Andalucía (UATAE).

Según el presidente de AVAPA, Antonio Figueroa, “en nuestro ámbito se ha hecho caso omiso a cualquier iniciativa para paliar los efectos negativos del cese de actividad, muchos ayuntamientos han cerrado los mercadillos, mientras que se permiten afluencias a otras formas comerciales sedentarias”.

Continúa afirmando que “no se han tenido en cuenta las condiciones de garantía sanitaria que ofrece el mercadillo, que desarrolla su actividad al aire libre y con medidas de seguridad”, mientras demanda “una buena gestión de los mercadillos de nuestros pueblos, en la que estamos dispuestos a colaborar, que permita la apertura al máximo permitido por la situación”.

“Sabemos, dice Figueroa, que estas medidas requieren de un esfuerzo por parte de todos y deben ser entendidas para evitar un agravamiento de las cifras de contagios que nos hagan empeorar, pero debemos señalar alto y claro que hasta ahora no se conoce ningún contagio que se haya producido en un mercadillo”.

Para el presidente de AVAPA, “las y los comerciantes ambulantes no estamos incumpliendo la legislación sanitaria y hemos demostrado que somos capaces de adaptarnos a todas las medidas de refuerzo de seguridad y salud; por otra parte, los consumidores están continuamente alabando nuestra actividad y demandando que se abran los mercadillos, ya que les encanta comprar con cercanía y al aire libre, algo que les aportar mayor seguridad”.

Las peticiones concretas de los comerciantes ambulantes jienenses son la modificación de la Orden del 29 de septiembre de 2020 y la Orden de 29 de octubre de 2020 para que los mercadillos puedan estar abiertos siempre y con todos sus comerciantes ambulantes, siguiendo las normativas de salud y las Ordenanzas Municipales de Comercio Ambulante. A cambio, aportan su colaboración para garantizar que dentro de cada puesto de venta los clientes guarden el distanciamiento social establecido, que se cumpla el indispensable control de temperatura y desinfección de manos a todas las personas en la entrada al mercadillo, que se mantenga el distanciamiento social establecido, en todo el recinto del mercadillo, entre personas de diferentes familias, o que se faciliten puntos de papeleras y puntos de gel desinfectante, además de los ya existentes en los puestos de los comerciantes ambulantes.

Según Pepe Galván, secretario general de la Unión de Autónomos de Andalucía, “las medidas adoptadas por la Junta de Andalucía en materia de comercio ambulante, y las decisiones sin fundamento de muchos ayuntamientos están llevando al cierre de mercadillos incluso en localidades que no han llegado a las situaciones críticas de tasas de contagios, con lo que se produce un enorme agravio comparativo y se vulnera el derecho fundamental a la igualdad en el sector y el derecho constitucional al trabajo”.

Más de 2.500 familias viven en la provincia del comercio ambulante, una actividad que está sufriendo los efectos negativos de la pandemia de la Covid-19 de una forma especial, según lamentan desde la asociación que representa al colectivo de vendedores ambulantes en Jaén.

A %d blogueros les gusta esto: