Inicio Andalucía El Plan de Refuerzo Estival termina con la valoración positiva de docentes y familias y más participación.

El Plan de Refuerzo Estival termina con la valoración positiva de docentes y familias y más participación.

0
El Plan de Refuerzo Estival termina con la valoración positiva de docentes y familias y más participación.
Visita del consejero de Educación, Javier Imbroda, a uno de los centros donde se ha desarrollado el Plan de Refuerzo Estival. Foto: Junta de Andalucía.

La Consejería de Educación y Deporte hace un balance positivo del Plan de Refuerzo Estival que se cerró ayer, 31 de julio, con normalidad en la mayor parte de los centros. Este año ha aumentado la participación y, de nuevo, tanto familias como docentes han hecho una valoración positiva de este programa.

En total, han participado en el Plan de Refuerzo Estival 1.473 profesores y 7.659 alumnos en 214 centros. De ellos, 6.536 fueron de Primaria y 1.123 del primer ciclo de Secundaria. Ademas, sólo 12 centros decidieron impartir únicamente una quincena.

Las medidas de prevención se han llevado con precisión para evitar posibles contagios y se han empleado metodologías activas y nuevas tecnologías, con cuadernillos editados específicamente para el Refuerzo Estival y pizarras digitales.

Esta segunda edición del programa ha contado con novedades, como la ampliación a los estudiantes de Primero y Segundo de Educación Secundaria Obligatoria (ESO), que es gratis para las familias por la situación de excepcionalidad producida por la pandemia de Covid-19, siendo los centros educativos los que se han adheridos al programa de forma voluntaria. Ambas novedades han tenido una buena acogida tanto por las familias como por la comunidad docente. También se han reducido los grupos con un máximo de 10 alumnos y alumnas y se ha contado con las medidas de prevención e higiénicas sanitarias recomendadas por la Consejería de Salud y Familias.

El Programa de Refuerzo Estival ha tenido como finalidad combatir el fracaso escolar además de ser una medida paliativa para el alumnado que haya podido tener dificultad en el proceso de enseñanza–aprendizaje como consecuencia del cierre de los centros educativos por el decreto del estado de alarma por el Covid-19. Se ha tratado de reforzar competencias asociadas a la lectura, al razonamiento y lógica matemática y a la capacidad de expresión en inglés combinada con la práctica deportiva, los hábitos saludables y las actividades de ocio. También ha pretendido que el alumnado adquiera hábitos de organización y trabajo así como técnicas de estudio.

A %d blogueros les gusta esto: