Inicio Andalucía El Hospital Alto Guadalquivir desarrolla un taller para resolver dudas sobre la lactancia materna.

El Hospital Alto Guadalquivir desarrolla un taller para resolver dudas sobre la lactancia materna.

0
El Hospital Alto Guadalquivir desarrolla un taller para resolver dudas sobre la lactancia materna.
Taller de lactancia materna en el Hospital Alto Guadalquivir de Andújar. Foto: Junta de Andalucía.

El Hospital ‘Alto Guadalquivir’ de Andújar ha organizado un taller dirigido a mamás y mujeres embarazadas con el objetivo de promover la lactancia materna. El encuentro, denominado “Cómo resolver problemas en la lactancia”, ha permitido conversar sobre esta beneficiosa práctica, los cuidados del recién nacido y aspectos relacionados con la crianza.

En estas sesiones, se favorece un clima de apoyo y respeto que permita compartir experiencias, inquietudes y sentimientos de las madres ante el embarazado, nacimiento y cuidados. Así, las matronas María del Mar García Jiménez, Manuel Ratia Ramos, Antonio Lora Lanzas y María Dolores Peinado Valderas, han podido resolver dudas y abordar los problemas que estén apareciendo en aquellas madres lactantes, además de ofrecer información y apoyo respecto a cada situación y camino en la lactancia.

Junto a ella, han participado las enfermeras Rosa Armijo, del centro de salud, que también desarrollan actividades de formación, además del matrón Pedro Vilches, y auxiliares y enfermeros en formación, junto a monitoras del grupo de apoyo de lactancia «Amar con M».

Las evidencias científicas disponibles constatan que este tipo de alimentación debe mantenerse de forma exclusiva hasta que los bebés cumplan seis meses y hasta los dos años junto a otros tipos de nutrientes.

Estos estudios indican también que la madre es capaz de producir la leche que su hijo necesita en cada momento, de modo que sus características y cantidad varían durante su crecimiento, además que aporta anticuerpos y sustancias biológicas activas que son capaces de disminuir el riesgo del niño de padecer infecciones y enfermedades cuando sea adulto.

Otra de sus ventajas es el estrecho vínculo que se crea entre la progenitora y el recién nacido, lo que incluso permanece después, junto a la mejora de la capacidad de visión o el desarrollo intelectual, así como la disminución de la obesidad infantil.

Este hábito favorece también la contracción del útero, disminuye el sangrado tras el parto, ayuda a que se consuman las reservas de grasa acumuladas durante el embarazo y reduce el riesgo de desarrollar determinados tipos de cánceres.

El 80% de las madres andaluzas dan de mamar a sus hijos durante su primer mes de vida, pero en el tercer mes ya son sólo un 40% y en el sexto se reduce más aún este porcentaje hasta un 6,4%, según los últimos datos recogidos sobre ello en la comunidad autónoma.

A %d blogueros les gusta esto: