Inicio Andalucía La subdelegada defiende la necesidad de mejorar las políticas de prevención de los incendios forestales.

La subdelegada defiende la necesidad de mejorar las políticas de prevención de los incendios forestales.

0
La subdelegada defiende la necesidad de mejorar las políticas de prevención de los incendios forestales.
Reunión del Comité Asesor del Plan Infoca en la provincia de Jaén. Foto: Subdelegación del Gobierno.

La subdelegada del Gobierno de España en Jaén, Catalina Madueño, ha defendido la importancia de mejorar las políticas de prevención de riesgos forestales para hacer frente “a fuegos más virulentos y que, potencialmente, pueden ser más peligrosos para las personas”. Así lo ha señalado en el transcurso de la reunión del Comité Asesor del Plan Infoca en la provincia de Jaén, que coordina a las diferentes administraciones y agentes que trabajan en el marco de este dispositivo.

La representante del Ejecutivo ha puesto el acento en que los territorios deben contar con una planificación anual que contemple, no solo las épocas de alto riesgo, sino también las de bajo y medio. “Ya no podemos pensar que la temporada de riesgo extremo de incendios ocupa solo dos o tres meses en nuestro calendario. Hay que estar prevenidos y, en este trabajo de anticipación, es necesario actualizar las herramientas más importantes y activarlas durante todo el año, invirtiendo y poniendo en marcha medidas que permitan prevenir y reducir el impacto de los incendios”, ha señalado.

Madueño ha recordado que las competencias de prevención y extinción son de titularidad autonómica. No obstante ha informado de que el Ministerio para la Transición Ecológicay el Reto Demográfico (MITECO) aporta también un importante número de medios materiales, tecnológicos y humanos que, por su coste, no pueden ser asumidos por las autonomías y que son desplegados de forma estratégica por todo el territorio nacional. “De hecho, este año, ha participado de forma activa en las labores de extinción de casi el 80 por ciento de todos los incendios registrados en el país”, ha dicho.

Asimismo, Catalina Madueño ha puesto en valor el trabajo que ha realizado la Comandancia de la Guardia Civil de Jaén en esta campaña “con un dispositivo en el que participan todas las unidades”, y de la Policía Nacional, así como del Organismo Autónomo de Parques Nacionales, del que dependen las fincas públicas estatales de “Lugar Nuevo” y “Selladores-Contadero”. “El Ministerio dispone durante todo el año de aviones anfibios y brigadas para atender las solicitudes de apoyo de las comunidades autónomas”, ha informado Madueño.

Se trata de medios de cobertura nacional y pueden ser movilizados a cualquier punto de la geografía española donde sean necesarios. Su envío se realiza previa petición de las comunidades y es gestionado desde el Centro de Coordinación de la Información Nacional sobre Incendios Forestales.

Al hilo, la subdelegada ha apuntado que el Miteco ha mantenido en esta campaña un despliegue similar al de años anteriores, en la que participaron más de 70 aeronaves, de las que seis tienen su base en Andalucía y una de ellas en Huelma, y cerca de 1.000 efectivos entre técnicos, pilotos y mecánicos, personal de las brigadas forestales y las bases de medios aéreos, así como los trabajadores del propio Ministerio. En 2022, el presupuesto ha superado los 85 millones de euros.
Entre los medios humanos, ha destacado las diez brigadas de refuerzos de incendios forestales (BRIF): unos 600 bomberos forestales que son la fuerza de extinción sobre el terreno, siempre en primera línea y bajo la dirección de los responsables de extinción de las comunidades. Estos equipos, que también desempeñan labores de prevención, están especializados en el combate de grandes incendios y el uso del fuego técnico.

Además de la respuesta ante un incendio, la subdelegada ha resaltado las labores de anticipación y prevención, con la información recabada por la Aemet y el Centro Nacional de Seguimiento y Coordinación de Emergencias de Protección Civil, y de restauración, a través de ayudas específicas del Ministerio. “Se trata de sumar esfuerzos porque una deficiente preparación pone en riesgo a la población, a los trabajadores; incrementa la pérdida de biodiversidad y de los servicios ecosistémicos, así como las pérdidas económicas y la actividad industrial y empresarial en el entorno y dificulta la capacidad de recuperación”, ha analizado.

Junto a ello, ha remarcado el papel de la Guardia Civil en tareas de prevención, establecimiento de medidas de seguridad, protección y auxilio de la población afectada en caso de que se declare un incendio, y también las posteriores investigaciones.“En concreto, a Comandancia ha realizado, a lo largo del año 2022, alrededor de 141 diligencias de incendios forestales”, ha dicho Madueño, quien ha estado acompañada del teniente coronel jefe de la Guardia Civil, Francisco José Lozano, y por el jefe del Seprona, el teniente José Milena. Al respecto, la subdelegada ha señalado que, por el momento, hay cuatro personas investigadas por delitos de incendios forestales, “una cifra que puede aumentar porque aún se está recabando información y hay investigaciones en marcha”.

La representante del Ejecutivo ha señalado que la Guardia Civil de Jaén ha realizado más casi 5.500 servicios relacionados con los incendios forestales, de los que 1.657 están vinculados a las labores de prevención. “Se hace un trabajo previo muy específico y completo, que debe ir acompañado de otras medidas, tal y como especifica la Comandancia en su informe, como la necesidad de que los propietarios de los montes particulares los mantengan limpios y que las administraciones competentes también limpien los márgenes de las vías forestales antes de la época de riesgo algo de incendio”, ha dicho Madueño.

También ha recordado que la Junta de Andalucía ha tenido a su disposición el apoyo de la Unidad Militar de Emergencia, dependiente del Ministerio de Defensa, para aquellos casos en que las condiciones meteorológicas y orográficas hagan de un incendio una situación crítica. “El protocolo de actuación y de activación está perfectamente definido con la declaración por parte de la comunidad autónoma del nivel 2 de emergencia. En una primera instancia, pueden movilizarse hasta 300 efectivos humanos, 25 autobombas y seis vehículos nodriza. Afortunadamente, en Jaén no ha sido necesaria la activación en esta campaña”, ha concluido.

A %d blogueros les gusta esto: