Inicio Andalucía Mala cosecha de miel de primavera en la provincia de Jaén que no llega a una cuarta parte.

Mala cosecha de miel de primavera en la provincia de Jaén que no llega a una cuarta parte.

0
Mala cosecha de miel de primavera en la provincia de Jaén que no llega a una cuarta parte.
Un apicultor recoge la miel. Foto: Junta de Andalucía.

Las escasas lluvias durante el invierno y la primavera, además de una climatología atípica, han hecho que la cosecha de miel en la provincia de Jaén, especialmente en la Sierra de Andújar sea casi inexistente, apenas una cuarta parte de la producción normal.

El responsable de apicultura en COAG Jaén, Tomás Torralba, asegura que “en la sierra se ha dado muy mal” obteniendo, en el mejor de los casos dos o tres kilos de miel por colmena, cuando lo normal serían 10 o 12 kilos. En otros casos ni siquiera se han tocado las colmenas.

Muchos de los apicultores han tenido que dedicar mucho trabajo a hacer enjambres para recuperar las bajas, con lo cual la campaña de primavera, que se recoge a últimos de mayo, o la de romero de primeros de abril, para ellos está perdida.

Las esperanzas están ahora puestas en la campaña de verano, ya que de momento las previsiones son buenas, después de las últimas lluvias, si no cambia la climatología como ya ha ocurrido en otras ocasiones.

A esta situación se une que los precios no terminan de subir y no se cubren los costes de producción. Los precios pueden alcanzar los 3,50 euros el kilo o los 2,40 euros, mientras que los costes de producción, están entre unos 2,65 euros y 3 euros.

En Jaén, existen unas 38.000 colmenas, de las que aproximadamente 21.000 se encuentran en la zona de la comarca de Andújar, y trabajan unos 175 apicultores. En una campaña media baja como la de 2019 se obtienen unas 380 toneladas de miel, a una media de unos diez kilos por colmena. Andalucía cuenta con 600.000 colmenas, 5.000 explotaciones, que representan el 20 % del total nacional, con una miel de gran calidad.

Este año es el primero después de que entrase en vigor, a finales de 2020, la nueva normativa que establece que cuando una miel se haya elaborado a partir de mieles de distintos países, se deberán indicar en el etiquetado el listado de los lugares de origen donde se haya recolectado. «Una antigua reivindicación de COAG, que fue la impulsora de la misma».

A %d blogueros les gusta esto: