Inicio Andalucía 900 200 999, el teléfono que ayuda a las mujeres andaluzas desde hace 25 años.

900 200 999, el teléfono que ayuda a las mujeres andaluzas desde hace 25 años.

0
900 200 999, el teléfono que ayuda a las mujeres andaluzas desde hace 25 años.
La consejera de Igualdad, Políticas Sociales y Conciliación, Rocío Ruiz. Foto: Junta de Andalucía.

En enero de 1996 el número 900 200 999 se convirtió en el teléfono de información a las mujeres andaluzas. En aquel entonces este servicio del Instituto Andaluz de la Mujer (IAM) arrancó con ocho profesionales, un presupuesto de poco más de 100.000 euros, y recibió 8.437 llamadas en su primer año de funcionamiento. Veinticinco años después este recurso, que estrena nueva imagen, es un referente nacional e internacional en la atención a las mujeres, especialmente a las víctimas de violencia de género. Cerca de 600.000 mujeres andaluzas (590.862) han recibido ayuda, información y asesoramiento en este teléfono 24 horas al día, los 365 días del año.

En todo este tiempo, sobre todo en estos dos últimos años, este servicio esencial ha vivido un impulso y un crecimiento sin precedentes con la profesionalización de su personal, la atención personalizada a las usuarias, la aplicación de las nuevas tecnologías para la mejora de su gestión y con un presupuesto que multiplica por diez al de 2018. Todos estas mejoras así como una importante labor de difusión y sensibilización han aumentado el número de llamadas hasta las 38.656 del pasado año, el mayor registro en toda su historia. El teléfono ha pasado de atender una media de 23 llamadas al día en 1996 a las 106 actuales.

A lo largo de todos estos años, el teléfono que ayuda a las mujeres, como reza en la nueva imagen que la consejera de Igualdad, Políticas Sociales y Conciliación, Rocío Ruiz, ha presentado esta misma semana, ha vivido varios hitos importantes, entre los que destacan en 1999 la respuesta inmediata a casos de emergencia en situaciones de violencia de género, la implementación del servicio de asesoramiento jurídico gratuito para mujeres víctimas de malos tratos, entonces se denominaba así, desde mediados de 2002 o la inclusión del Servicio de Traducción Telefónica Simultánea en mayo de 2008. Los idiomas ofertados actualmente son 51, entre ellos, y de forma continua las 24 horas al día, se ofertan 10: árabe, inglés, francés, alemán, chino, rumano, ruso, eslovaco, polaco y búlgaro. Hasta la fecha este servicio ha sido utilizado especialmente por mujeres usuarias de las casas de acogida.

Pero, sin duda, 2020 ha sido un año fundamental en la modernización, profesionalización, especialización y cercanía del teléfono 900 200 999, un año donde se han continuado las mejoras y refuerzos que arrancaron en 2019 con el cambio en la Consejería de Igualdad, Políticas Sociales y Conciliación. Al ya mencionado crecimiento presupuestario (pasando de 103.000 euros a los 1,4 millones en estos dos últimos años), hay que sumar el incremento del personal de 12 a 19 agentes, todas con perfiles muy especializados en Psicología, Derecho y Trabajo Social; la puesta en funcionamiento de un canal alternativo de contacto por correo electrónico para facilitar la accesibilidad al servicio a las personas usuarias, 900200999.iam@juntadeandalucia.es, y la incorporación de una abogada especializada más a la unidad de Asesoramiento Legal Telefónico gratuito, resultando un total de tres profesionales. Pero, sin duda, la principal novedad es la formación al personal para la atención a las mujeres víctimas de trata, explotación sexual y mujeres en contexto de prostitución.

«Como dice el lema que enmarca la nueva imagen de este recurso, que estoy convencida que salva muchas vidas, este es un teléfono para todas y tiene una respuesta para cada una. Queremos difundir el teléfono y que llegue a todos los rincones de Andalucía y sea conocido por todas las mujeres, porque el teléfono 900 es un servicio que tiene una respuesta para cada persona que llame, en materia de igualdad y en violencia de género», ha enfatizado la consejera. «Este teléfono, que cumple 25 años ayudando a las mujeres andaluzas, ha visto en estos dos años de gestión una inversión nunca antes vista porque consideramos este recurso primordial y esencial», ha destacado.

Rocío Ruiz ha puesto de relieve la importancia de este teléfono para la vida de las mujeres andaluzas. «En 1999 cuando esta línea comenzó a gestionar los acogimientos se llevaron a cabo 200. Este pasado año, solo en el mes de julio se realizaron 102 y en todo 2020 un total de 774. Esto son, y lo digo así, vidas que literalmente hemos salvado. Mujeres que llamaron al teléfono y, en ese momento, se activó todo un proceso que termina con esa mujer en alguno de nuestros centros de acogida, ellas con sus hijos e hijas, libres de ese infierno en el que estaban inmersas. Se imaginan, por tanto, la importancia de este teléfono», ha subrayado

El perfil de las usuarias.

Pero las mejoras tecnológicas, profesionales o presupuestarias no es lo único que ha cambiado en la línea 900 en los últimos 25 años: el perfil de las usuarias y sus demandas también lo han hecho. Así, desde su funcionamiento el perfil mayoritario correspondía a mujeres con edades comprendidas entre 20 y 39 años, con una formación de Graduado Escolar, seguida por BUP-FP, casadas, con uno o dos hijos a su cargo, demandantes de empleo o mujeres que trabajan a tiempo completo, siendo mínimo el porcentaje de las que decían hacerlo a tiempo parcial. ¿Y qué consultaban las mujeres en 1996 que llamaban al teléfono 900? Pues buscaban asesoramiento por crisis de pareja, orientación laboral y malos tratos.

Veinticinco años después, la mayoría de las mujeres que pide ayuda a este recurso del Instituto Andaluz de la Mujer tiene entre 31 y 50 años, estudios primarios o Bachillerado, están solteras, tienen un hijo o hija, trabajan a tiempo completo o son demandantes de empleo y buscan mayoritariamente asesoramiento y atención por violencia de género, una constante que se mantiene desde el año 2000.

Ante este contexto, la máxima responsable de las políticas de igualdad en Andalucía ha incidido en que «con esta nueva campaña, que recrea la matriz de puntos donde cada persona introduce su patrón personalizado y confidencial de desbloqueo de su terminal móvil, queremos dar a conocer nuestro teléfono 900 200 999, el teléfono andaluz que ayuda a las mujeres, que lleva 25 años y que ahora quiere llegar a más mujeres, especialmente del ámbito rural y entre las mujeres más jóvenes, a más situaciones y ofrecer una respuesta para cada llamada. Queremos llegar a tiempo, queremos seguir salvando vidas y queremos dejar hacer minutos de silencio como rechazo y repulsa a las agresiones y los asesinatos».

Ruiz ha señalado que «cree en esa Andalucía igualitaria libre de violencias machistas, pero también estoy convencida que es necesario que todas y todos rememos a la vez. Nuestra apuesta es decidida, nuestro compromiso absoluto y nuestras políticas por y para las mujeres están blindadas. Ni un paso atrás, ni una duda, ni un titubeo. Solo nuevas ideas, nuevas miradas, nuevos proyectos. Por ello, no lo duden, si lo necesitan marquen el 900 200 999, aquí tienen un teléfono para todas las mujeres y una respuesta para cada una de vosotras».

A %d blogueros les gusta esto: