www.andujardigital.es

La Junta interviene en 72 infraestructuras ambientales para prevenir las afecciones derivadas de las actividades de uso público.

Escrito por Redacción Andújar el 31 diciembre 2017

Trabajos de limpieza y adecentamiento en la sierra. Foto: Junta de Andalucía.

  La Consejería de Medio Ambiente y Ordenación del Territorio desarrolla trabajos de acondicionamiento de infraestructuras ambientales con el objetivo de prevenir las afecciones derivadas de las actividades de uso público sobre la biodiversidad y el paisaje de los espacios naturales de la provincia jiennense. En total, se va a actuar en 72 en el marco de este programa que se prolonga desde el año 2016 hasta el 2018.

    El delegado territorial, Juan Eugenio Ortega, ha explicado que la inversión que se destinará a estas intervenciones asciende a 740.000 euros y que se repartirá por toda la geografía provincial. “El incremento de visitantes en los espacios naturales requiere la puesta a disposición de una serie de infraestructuras de uso público, como miradores, observatorios, áreas recreativas, senderos señalizados, zonas de acampada controlada o refugios, que canalicen esta creciente demanda social de actividades en la naturaleza y absorban la fuerte presión que provoca esta elevada afluencia y los impactos ambientales negativos derivados de ella”, ha explicado Ortega, que ha agregado que con estas instalaciones se promueve, además, la concienciación ecológica en la población local y foránea acerca de los valores ambientales y culturales de estos espacios naturales y se previenen riesgos ambientales, como los incendios o la erosión, que afectan a la biodiversidad y geodiversidad.

    Para alcanzar esa meta, el delegado ha detallado que se han tenido en cuenta consideraciones que hacen referencia al respeto y la conservación de la naturaleza, de modo que se concentran dichas zonas de esparcimiento en puntos concretos “contribuyendo a la preservación del entorno en el que se ubican, evitando la dispersión de los mismos y por tanto minimizando los impactos medioambientales negativos en espacios tan frágiles como los naturales.

    “En la actualidad, las instalaciones de uso público están cumpliendo su labor a la perfección. El uso que reciben estos espacios de recreo, esparcimiento y educativos se puede calificar a veces de masivo, lo que da una idea del impacto que se está evitando al resto del territorio protegido, a la vez que pone de manifiesto la necesidad de restauración tanto de las zonas de paso como de las que soportan directamente dicho impacto, actuando como verdaderas infraestructuras ambientales tamponadoras”, ha subrayado.

    Entre las actuaciones que se están realizando en enclaves de los cuatro parques naturales de la provincia y su entorno, en las Zonas Especiales de Conservación de las Cuencas del Rumblar, Guadalén y Guadalmena y en Lugares de Importancia Comunitaria en las estribaciones de Sierra Mágina, se incluyen la creación de nuevos equipamientos medioambientales y de nuevas dotaciones; la eliminación o mejora de infraestructuras y dotaciones que puedan suponer una amenaza para la conservación de la biodiversidad y del paisaje, incluyendo la señalización asociada; el manejo de la vegetación para mejorar su integración en el entorno; la mejora de la accesibilidad, así como la instalación de elementos de protección, como vallados y pasarelas.

Sorry, the comment form is closed at this time.

 
A %d blogueros les gusta esto: