Inicio Andújar La Junta de Andalucía revisará cerca de 400 gasolineras para comprobar el cumplimiento de la normativa estatal y autonómica.

La Junta de Andalucía revisará cerca de 400 gasolineras para comprobar el cumplimiento de la normativa estatal y autonómica.

0

andujar20101La Secretaría General de Consumo de la Consejería de Administración Local y Relaciones Institucionales, a través de los Servicios provinciales, va a revisar 395 gasolineras para comprobar si cumplen la normativa relativa a las actividades de distribución al por menor y suministro a vehículos de combustibles y carburantes en instalaciones de venta directa al público. Además de las obligaciones de los titulares, se verificará la exactitud de la medida del carburante suministrado.

La campaña se desarrollará hasta la primavera, en colaboración con el personal de los servicios provinciales de Industria y Energía de las delegaciones territoriales de la Consejería de Economía, Innovación, Ciencia y Empleo. Éstos se encargarán de inspeccionar los aspectos relacionados con la seguridad de las instalaciones y la metrología.

Los controles se realizarán, entre otras, sobre las estaciones de servicio que han sido objeto de alguna denuncia, queja o reclamación por parte de consumidores y usuarios y organizaciones representativas de los mismos, así como asociaciones empresariales. Se hará especial hincapié en las estaciones que funcionan en régimen de autoservicio y las denominadas desatendidas, incluyendo las de cooperativas agrarias.

En todos los tipos de estaciones se vigilará también el cumplimiento de la normativa sobre la información que se ofrece a los usuarios, tanto en los accesos o entradas como en el interior de las mismas. En este sentido, de acuerdo con la normativa autonómica, los paneles informativos o carteles deben cumplir una serie de requisitos como ser visibles y legibles, indicar el horario de apertura y cierre, así como los diferentes precios. Las modalidades de pago, las advertencias de prohibido fumar o encender fuego y la indicación de que existe el libro de hojas de reclamaciones, junto con la emisión de facturas, son igualmente cuestiones que van a ser examinadas por la Inspección de Consumo.

En las actuaciones se realizarán comprobaciones específicas para las instalaciones que funcionan en régimen de autoservicio y las desatendidas. Tanto en unas como en otras, además de las anteriores, se verificará la existencia de personal en horario diurno -entre las 06.00 a.m y las 10.00 p.m- y si cumplen los requisitos legales exigibles a las máquinas de venta automática, respectivamente.

En cuanto a la medición del producto, los inspectores comprobarán si las instalaciones cuentan, como mínimo, con un recipiente o vasija de 10 litros de capacidad, que será manipulado exclusivamente por el personal de la estación de servicio. Además, estará a disposición de cualquier cliente que solicite comprobar con exactitud la cantidad suministrada por el surtidor.

La Junta realiza a lo largo del año inspecciones de los distintos sectores incluidas en un plan anual de actuaciones, con el fin de garantizar los derechos y garantías que reconoce la ley andaluza a las personas consumidoras y usuarias.

Resultados.

La última campaña de vigilancia de este sector desarrollada por parte de la Inspección de Consumo se realizó en 2009, con un total de 395 actuaciones en 362 establecimientos. De estas inspecciones se levantaron 153 actas positivas (39% del total). Entre otras irregularidades, se comprobó que, en un 13% de los casos, el usuario no tenía acceso, antes de entrar en las estaciones de servicio objeto de estudio, al precio de venta al público por litro de los diferentes tipos de carburantes. Otros incumplimientos destacados son no indicar el horario de apertura y cierre de las instalaciones y la falta de información sobre los medios y modalidades de pago.

Desde la Secretaría general de Consumo se recomienda, por seguridad, tomar precauciones y cumplir las obligaciones de prohibido fumar o encender fuego, repostar con las luces encendidas o el motor en marcha o tener encendido el teléfono móvil. Además, en caso de autoservicio, debe comprobarse que se ha escogido correctamente el combustible del que desea suministrarse.

La Secretaría General de Consumo recuerda que, en caso de duda en cuanto a la cantidad de combustible suministrado, puede solicitarse que se compruebe la medición, ya que todas las gasolineras deben tener un recipiente o vasija de diez litros (calibrado por un laboratorio acreditado).

A %d blogueros les gusta esto: