www.andujardigital.es

Ex empleados de la FUA deciden acabar su recorrido judicial tras las primeras resoluciones desfavorables del TSJA.

Escrito por Redacción Andújar el 7 septiembre 2009

Andújar. Europa Press.

Los ex trabajadores de la Fábrica de Uranio de Andújar (FUA) han decidido dar por terminado el recorrido judicial con el que pedían que se reconozca que las enfermedades que padecen son profesionales y no comunes después de que las primeras resoluciones del Tribunal Superior de Justicia de Andalucía (TSJA) les hayan sido desfavorables.

Así lo indicó a Europa Press el abogado que defiende a los ex empleados, quien explicó que el proceso que iniciaron en los Juzgados de lo Social de Jaén con 43 demandas individuales terminará el próximo mes noviembre, cuando, tras varios retrasos, está previsto que se celebren los últimos ocho juicios.

Según precisó, en el resto de los casos ya se conoce el resultado y es el mismo, las sentencias son contrarias a los intereses de sus patrocinados. Por ello, las recurrieron todas al TSJA, que ya ha expresado su veredicto sobre las primeras. “El fallo también no es desfavorable y repite los argumentos de los Juzgados de lo Social”, señaló el abogado, que también aludió al poco tiempo, unos dos meses, que han tardado en emitirlos, cuando “lo normal es que tarde aproximadamente un año”.

Así las cosas, los ex trabajadores esperan conocer el pronunciamiento del Tribunal Superior de Justicia de Andalucía en los demás casos, aunque tienen “poca esperanza” sobre un posible cambio en su sentido. Por ello, han decido terminar el recorrido judicial en el órgano andaluz, a pesar de que cabría la posibilidad de ir al Supremo.

“No vamos a seguir adelante. Están muy hartos y ya tienen asumido que las enfermedades que padecen se van a quedar como comunes, a pesar de la relación con su labor en la fábrica. Es una situación que podrían haber solucionado los políticos, pero desgraciadamente no lo hicieron”, afirmó.

Los ex empleados de la FUA presentaron las citadas demandas de forma individual en los Juzgados de lo Social, ya que no eran acumulables y así, además, tendrían una atención y una respuesta específica a cada una de estas personas. El letrado destacó que en todos los casos, sufrían afecciones en diversos órganos vitales, como riñón, hígado y páncreas, que “según el juez no tienen nada que ver con que estuviesen años manipulando el uranio sin protección”, subrayó el abogado, que recordó que los argumentos esgrimidos son “siempre los mismos, calcados, independientemente del juzgado que dicte la sentencia”.

Este procedimiento era, prácticamente, la última carta que les quedaba, una vez que el Centro de Investigaciones Energéticas, Medioambientales y Tecnológicas (Ciemat) y el Instituto Nacional de la Seguridad Social (INSS) rechazaron que las enfermedades que padecen se debieran a la exposición al uranio.

Ante estos informes, la Junta de Andalucía declaró en junio del año pasado que están haciendo las gestiones oportunas para evitar el rechazo de la declaración de enfermedad profesional a este colectivo y que, a tal efecto, estaban buscando “alguna otra fórmula” aunque ya entonces reconoció la complejidad de esta tarea.

La Fábrica de Uranio de Andújar estuvo operativa entre los años 1959 y 1981 y durante su proceso productivo unos 126 trabajadores junto a sus familias se vieron afectados por la exposición a radiaciones ionizantes provocadas por la extracción de uranio. Según los últimos datos conocidos, 55 trabajadores han fallecido a causa del cáncer, degeneraciones ósea o problemas pulmonares y de riñón.

Sorry, the comment form is closed at this time.

 
A %d blogueros les gusta esto: